top of page
  • Foto del escritorLean In Barcelona

Abril es el mes de la mujer, también.



Se acaba marzo, ese mes que el mundo entero decide dedicar a la mujer, y empieza abril.


Como abril ya no es el mes de la mujer, dejan de ser noticia temas que nunca debieron serlo. Dejaremos de hablar de la brecha salarial, como si por arte de magia se hubiera cerrado. Dejaremos de hablar de la falta de mujeres líderes en las empresas, como si de repente todas tuvieran equipos paritarios en los comités de dirección. Dejaremos de hablar de por qué no hay mujeres en STEM, como si no fuera importante: total, si no hacen una carrera STEM es porque no quieren. Dejaremos de invitar a mujeres a paneles, conferencias y debates televisivos sobre temas de interés, más allá del feminismo, porque como ya no es el mes de la mujer, no hemos de hablar ya de feminismo… Dejaremos de hablar de sesgos y micro agresiones en el trabajo, porque ya sabemos que no lo hacen con mala intención… es inconsciente… la cultura, y eso, ya sabes… Y dejaremos de hablar de violencia machista, porque duele, porque es incómodo, porque van a seguir muriendo mujeres, y porque nos sentimos impotentes ante la falta de rigor en la implementación de procesos de protección… pero cómo puede haber pasado, si tenía una orden de alejamiento…


Haciendo esta lista de repente me he imaginado un mundo donde realmente no tuviéramos que dedicar ningún mes a la mujer. Un mundo donde las empresas se adelantaran a las necesidades de la sociedad siempre, sin importar el género, la cultura, el aspecto o la edad, mejorando nuestras vidas de verdad. Un mundo donde nadie viviera en precariedad porque no habría crisis económicas, ni conflictos bélicos. Donde todas y cada una de las personas que representan nuestra sociedad se sintieran representadas, incluidas. Un mundo donde las mujeres pudieran salir a cenar con amigas por las noches, sin miedo ¿Os lo imagináis?


Esto es lo que intentamos hacer en Lean In: imaginamos cómo queremos que sea nuestra vida, nuestra carrera, hacia dónde queremos ir, cómo, cuándo y con quién, y nos ayudamos entre todas a conseguirlo. A identificar qué hemos de cambiar o hacer diferente, aprendemos de las experiencias de las otras, compartimos vivencias y celebramos victorias. Todo, en esa comunidad tan estupenda que nos está quedando. Porque este mes de marzo, para Lean In, sí que ha sido diferente. Hemos crecido en miembros, en círculos y en colaboradores, y hemos organizado dos eventos y colaborado en un tercero. ¡Se han creado 5 círculos nuevos en un mes! Círculos para pensar cómo mejorar nuestros negocios o cómo hacerlos crecer, para fomentar el papel de la mujer en el mundo de la creatividad y dos muy multiculturales y necesarios: uno para dar soporte a las mujeres africanas jóvenes profesionales y otro, Black Women Lead, para ayudar a empoderar a las mujeres negras que viven en una sociedad que no las entiende porque está cargada de estereotipos tremendos y, en muchos casos, insultantes. Y a nivel de colaboraciones, hemos firmado un convenio de colaboración con otra comunidad maravillosa, Impact Hub Barcelona, cuyo objetivo es conseguir impacto social para mejorar el mundo. Como nosotras.


Así que, en Lean In vamos a seguir dedicando todos los meses del año a la mujer y vamos a aprovechar este subidón que estamos teniendo para seguir creando comunidad, llegando a más mujeres que quieran perder el miedo a sentarse en la mesa, a levantar la mano, a pedir lo que les corresponde, a inspirarnos las unas de las otras y a conseguir llegar a cumplir ese sueño de un mundo mejor como el que seguro que todas os habéis imaginado leyendo esto.


¡Feliz mes de la mujer en Abril!


Eva Blanco, Lean In Network Barcelona Lead


Si aún no eres miembro de Lean In Network Barcelona, apúntate


95 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


bottom of page